Los reparos a magistrados de la Comisión Nacional de Disciplina



Aunque el Congreso ya barajó sus cartas para la composición de dicha comisión, hay algunos sectores que están inconformes, esto por los reparos que tienen con los ahora magistrados, especialmente con Granados, y porque, según ellos, no existió garantías en la elección.


A partir del 11 de enero de 2021, siete magistrados en cabeza de la Comisión Nacional de Disciplina Judicial entra a reemplazar a la polémica Sala Jurisdiccional Disciplinaria, que hizo parte del Consejo Superior de la Judicatura hasta 2015, momento en que se creó la Reforma del Equilibrio de Poderes.


Lea también: Elegidos los 7 magistrados de la Comisión de Disciplina Judicial


La Sala Jurisdiccional, que tiene sus días contados, ha sido polémica por los “magistrados eternos” Julia Emma Garzón y Pedro Sanabria, a quienes se les abrió investigación en la Fiscalía tras la compulsa de copias de la Corte Suprema de Justicia, a su juicio, por extralimitarse en los periodos de tiempo que deben suplir una plaza de la Rama Judicial.


La excusa de los magistrados es que hasta tanto la Sala de la Comisión no estuviese creada, no podían salir de sus puestos, y finalmente así lo estableció la Corte Constitucional, una vez le dio aval a dicha reforma, en la que además mencionaba que debía ser el Congreso de la República, con cuatro ternas del Consejo Superior y tres del jefe de Estado, quienes debían decidir sobre sus dignatarios.


Si bien el alto tribunal dio plazo de un año para que la Comisión quedara conformada en su totalidad, esto tardó cuatro años más, no obstante, fue la misma corporación quien puso un ultimátum tras el estudio de una acción de tutela, en la que su decisión era que se conformara dicha sala antes de culminar el año.


Los elegidos


En consecuencia de ello, tanto el Consejo Superior como el jefe de Estado empezaron a moverse para hacer llegar las ternas que, finalmente, con el Congreso de la República en pleno se determinó que los nuevos dignatarios responden a Magda Victoria Acosta, Juan Carlos Granados, Mauricio Fernando Rodríguez, Diana Marina Vélez, Alfonso Cajiao, Carlos Arturo Ramírez y Julio Andrés Sampedro.


Función de la Comisión Nacional de Disciplina


Pese al descontento, lo cierto es que si bien los magistrados toman posesión de su cargo antes de que culmine el año, la corporación empezará a regir desde el próximo 11 de enero, en donde ejercerá la función jurisdiccional disciplinaria sobre los funcionarios y empleados de la Rama Judicial.


La Comisión Nacional de Disciplina Judicial será la encargada de examinar la conducta y sancionar las faltas de los abogados en ejercicio de su profesión, en la instancia que señale la ley, salvo que esta función se atribuya por la ley a un Colegio de Abogados.


Cabe mencionar que la Comisión Nacional de Disciplina y las Comisiones Seccionales no serán competentes para conocer de acciones de tutela.


Los reparos a Granados


El ahora magistrado Juan Carlos Granados, antes contralor de Bogotá y gobernador de Boyacá, por su parte, está en apuros, de hecho parece ser el más controvertido de esta comisión, pues precisamente el próximo lunes está llamado a juicio por la Corte Suprema de Justicia, en el caso de corrupción que se surte por Odebrecht.


Lea también: Sergio Fajardo es imputado fiscalmente por caso Hidroituango


En octubre de 2018, la Fiscalía develó que en el momento en que Granados aspiraba a la primera magistratura del departamento de Boyacá, el excongresista Plinio Olano reunió al candidato con representantes de la cuestionada firma de Brasil, acusada de millonarios sobornos en varios países de Suramérica.


En ese encuentro, se habría hablado de uno de los tramos viales de más importancia para los boyacenses. Se trata de la vía Duitama-Charalá-San Gil, explicó en su momento el ente acusador.