Emilio Tapia denunció a Karen Abudinen ante la Fiscalía



Por el escándalo de MinTic y la Unión Temporal Centros Poblados, el contratista Emilio Tapia, quien es procesado por estos hechos, denunció formalmente ante la Fiscalía a la exministra de las TIC, Karen Abudinen.


Abudinen fue denunciada este lunes por los delitos de interés indebido en la celebración de contratos, contrato sin cumplimiento de los requisitos legales, falsedad en documento público, fraude procesal y peculado por apropiación.


Lea también: Otra vez Emilio Tapia: toda una vida dedicado a la corrupción


Lo anterior porque la exministra habría incurrido en esos delitos, según la denuncia de Tapia, cuando aprobó la garantía bancaria del contrato de Centros Poblados admitiendo la veracidad, autenticidad, legalidad y vigencia de esas garantías sin cumplir con la obligación de revisarlas.


Desde que estalló este escándalo, la exministra ha afirmado que nunca dio una orden para beneficiar a ningún operador y que los funcionarios públicos fueron engañados en relación a las garantías bancarias presentadas por Centros Poblados.


“Todo era una fachada, señor procurador, todo era mentira tras mentira, yo no soy juez para valorar nada, pero yo sí me siento engañada”, dijo la exministra durante un juicio disciplinario.


Del mismo modo, la exministra manifestó en esa declaración que cuando supieron que la garantía bancaria que presentó Centros Poblados no fue expedida por el banco, actuaron de manera inmediata, “no esperamos para tomar la decisión de denunciar y abrir un proceso de posible caducidad en ese momento porque no cumplían con un requisito”.


Por este escándalo de corrupción la Fiscalía ya radicó escrito de acusación en contra de Tapia por los delitos de falsedad en documento privado, por la garantía que presentaron del Banco Itaú, y fraude procesal, por las garantías de cumplimiento y acta de inicio del contrato.


De acuerdo con la Fiscalía, fueron falsificadas tres pólizas: la de buen y adecuado manejo del anticipo, la que respaldaba el cumplimiento general del contrato y una sobre el pago de los salarios, para cumplir con el requisito de la contratación.


Abudinen ha señalado que fue engañada y que nunca dio una orden para beneficiar a ningún operador. Además, sostuvo que apenas se descubrió la maniobra de corrupción se declaró la caducidad del contrato.


“Aunque luego de la adjudicación del contrato recibimos muchas cartas haciendo advertencias, ninguna tenía una prueba contundente, y es que para poder tomar decisiones en derecho uno tiene que tener las pruebas para denunciar”, dijo.


Lea también: Emilio Tapia habló sobre la génesis del anticipo a Centros Poblados


El pasado 10 de octubre la juez 59 penal del circuito de Bogotá le negó a Abudinen su solicitud de reconocerla como víctima. Esto porque según la Juez, Abudinen no acreditó haber sido afectada en el escándalo de corrupción.


La exministra de las TIC aseguraba que no le interesaba ningún restablecimiento económico, sino demostrar sus cargas afectivas y personales que ha tenido que sufrir. Agregó que ha tenido un daño real y concreto que la ha afectado como persona, y como familia y como profesional, porque le tocó renunciar al ministerio. Incluso le ha afectado a su sobrino que va al colegio. COLPRENSA